Montar un Restaurante

6 julio, 2015

Por la rentabilidad tradicional y el tópico empresarial que todos conocemos, muchos ahorradores deciden invertir en hostelería, pero cuidado, si no se hacen las cosas bien, no sólo podemos perder los ahorros sino que podemos quedar endeudados.

Antes de nada tenemos que conocer exactamente la inversión a realizar, teniendo en cuenta Licencias, Obra civil, Maquinaria, Stock inicial y Marketing, saber con lo que contamos y para lo que nos falte buscar financiación a largo plazo, a ser posible a 5 años. Es aquí uno de los principales problemas que nos encontramos normalmente, empresas que quieren devolver parte de la inversión en el corto plazo (menos de un año), esto supone en muchos casos una asfixia financiera.

Por otro lado, dependiendo de nuestra oferta, tenemos que definir nuestra campaña de comunicación, si no, puede ser que no tengamos las ventas esperadas y nos pueda suponer el inicio de problemas de liquidez.

Importantísimo, desde el primer día, hacernos con el mejor equipo humano, que nos permita conseguir una buena productividad. Debemos montar un cuadrante en el que se encaje el personal justo para cada franja horaria puesto que equivocarmos supondrá dar un mal servicio en el caso de quedarnos cortos o perder dinero en el caso de no controlar esta partida.

Debemos preocuparnos en tener los proveedores que nos den la calidad necesesaria al precio correcto. En este punto decir que nos encontramos clientes con un descuento en barril de cerveza de un 25% y otros con un 50%, y algunos mas, asi que debemos saber negociar. También debemos producir en nuestras cocinas todo lo posible para no perder margen, estos dos puntos son fundamentales para conseguir que nuestro negocio sea rentable.

Estamos acostumbrados a ver abrir y cerrar locales continuamente, y en la mayoría de los casos es por no haber hecho un análisis mínimo del proyecto. Hoy abrir un negocio nuevo no es ventaja competitiva suficiente para garantizar el éxito. Mas que nunca debemos centrarnos en la competitividad, rentabilidad y comunicación y ésto requiere un análisis mínimo. Ver en qué consistirá nuestra carta, la cocina de la que dispondremos para producirla, el precio, si será competitiva en nuestra área de influencia, el número de mesas que tendremos, precio de alquiler, personal que vamos a necesitar, etc. son datos a tener muy en cuenta antes de decidir entrar en un negocio.

Desde Expansiona, bien a través de la marca que quieran desarrollar nuestros clientes, o bien con nuestra marca “Hombre Lobo Grill” estamos a tu disposición para cualquier duda que te plantee tu inversión, cuenta con nosotros.

Jose Herrero

647436195

www.expansiona.me

Deja un comentario